fbpx

¿En qué piensas cuando el profesor te pide hacer el sankalpa?

Donde está tu mirada, está tu intención. Esto te lo repetimos en clase cada vez que queremos hacerte saltar entre tus manos, o alinear una trikonasana. Pero esa frase puede tener un significado más importante cuando hablamos del sankalpa.

¿Qué es el sankalpa? Literalmente, sankalpa se traduce como idea o noción formada en el corazón –o la mente-. Es la determinación de llevar algo a cabo, una intención, un deseo.

Un sankalpa es la voluntad máxima de que algo que realmente queremos suceda, por eso no lo veas como un paso más que te pide el profesor para entrar en la práctica, no es una necedad, es una oportunidad para que aclares tu mente y explores lo que realmente quieres/deseas/necesitas.

Para dejar el ego de lado, casi siempre te pedimos que sea un beneficio para algo o alguien ajeno a nosotros, pero que esto no te frene a dedicártela a ti mismo. También está bien pensar en el bienestar propio, al final, si nosotros no trabajamos por nuestro bien, ¿quién más lo hace?

Para que comprendas un poco mejor, la mística de este momento, le pedí a mis compañeros de numen que nos contaran un poco de qué va su percepción del sankalpa:

Marisa: «Cuando empecé a practicar yoga y a trabajar con la intención, desde el inicio fue con el objetivo de establecer nuevas metas y comprometerme a romper hábitos o patrones de pensamiento que me hacían infeliz. Si, en aquel momento,  la práctica ya era un vehículo catalizador de todo lo que deseaba transformar y superar , el sankalpa era la oportunidad para reforzar esos objetivos. Desde entonces, el uso que le he dado ha variado, pero sin duda me ayuda a enfocar la práctica y a potenciar aspectos de mi vida que quiero reforzar o mejorar cada día; el sankalpa son esos pequeños pasos que damos en un proyecto vital de largo recorrido».

Manuel: «Vivimos a toda prisa sin prestar atención a la importancia que tiene cada uno de los más de 50.000 pensamientos que tenemos diariamente. Estos  pensamientos pueden crear conexiones neuronales y patrones que modifiquen tu cuerpo y mente, afectando a tu vida y por tanto a la de los demás.

El sankalpa es uno de esos extras inesperados que me aportó el yoga. Tener la oportunidad cada día de dedicar un minuto a dejarlo todo a un lado y centrarme en un pensamiento me ha generado muchos beneficios. Yo uso estos pensamientos de distintas formas, tanto para potenciar estados personales como para dedicarlos hacia fuera, a las demás personas y el mundo que nos rodea. No dejes pasar de largo esa oportunidad que el inicio de cada practica te brinda».

Ainara: «La intención para la práctica es una forma bonita de manenerme fuerte y motivada a nivel mental para terminar lo que he empezado.  Conservar la inspiración y estar presente en el momento a través de lo que me motiva, es una forma de llevar a cabo, no solo mi práctica, sino cada uno de mis días.

El sankalpa es fundamental para hacer mi práctica, aunque no siempre está presente desde el principio porque a veces me entrego y dejo la posibilidad de que aparezca en el proceso. Me abro a las sensaciones inspiradoras y motivadoras, reflexiones que florecen inesperadamente y se vuelven mi sankalpa».

Ahora que ya tienes una mejor idea de lo que debes buscar,  el secreto del sankalpa está en hacerlo realidad. Una vez que nos hacemos conscientes, debería ser imposible quedarnos con los brazos cruzados esperando que el universo soluciones las cosas. La acción es necesaria.

No te distraigas en ese instante tan importante, aprovecha el momento del sankalpa para encontrar aquello que te importa y que quieres que suceda, dedícale tu práctica, mándale buena energía mientras estés sobre el mat, ¡pero ponte manos a la obra también fuera de él! Hazlos realidad.

Donde está tu mirada, está tu intención. Ahí donde está tu intención tienes que poner todo tu esfuerzo. Lleva al yoga más allá de las asanas.

Fe.

Recomendado
  • Facebook
  • Twitter
  • LinkedIN
Comparte
Dejar un comentario